Hay que decir SÍ al socialismo


Recientemente me encontré un Tweet sobre una noticia relacionada al actor Jim Carrey, donde este comentaba que había que decir SÍ al socialismo debido a una visita a Canadá, en la cual pudo constatar las “bondades” del socialismo como el sistema de salud gratuito y las universidades gratuitas.

En este sentido, quiero hablar un poco sobre lo que es el socialismo o sobre lo que la revolución del siglo XXI nos vendió como el socialismo.

El gobierno ilegitimo que actualmente gobierna en Venezuela, dicen que el socialismo es lo mejor que se puedo crear en el mundo, que este sistema permite la igualdad entre las personas y que vela por distribuir equitativamente las riquezas del estado.

                                                          Foto: semana.com

Nada más alejado de esta realidad, empecemos por la escasez. El socialismo en Venezuela ha causado escasez en diferentes aristas, la comida, las medicinas, el dinero en efectivo e incluso la gasolina (si, en uno de los países con más reservas petroleras del mundo). Todo esto viene por medidas ridículas de estatización de los precios, regulación de los mismos, cantidades limitadas de circulación de papel moneda, lo que genera grandes cantidades de colas para adquirir todo estos elementos y por donde empieza la crisis humanitaria.

En otro apartado, podemos hablar de la separación de poderes, la cual no existe en el perfecto socialismo venezolano, simplemente lo que dicta el presidente es lo que debe hacerse sin importar si está apegado o no a la legalidad. O también podría mencionar la Asamblea Nacional, donde no poseen mayoría y por eso la invalidaron y crearon su propia asamblea paralela.

¿Qué tal los medios de comunicación? La mayoría están cerrados o sometidos a autocensura para no forma parte de la estadística de cierres.

¿Y si hablamos de la ola migratoria? Aquella que el gobierno niega que exista y que todo el un aparato de propaganda que tiene el mundo en contra de Venezuela sin ningún motivo. La crisis humanitaria ha alcanzado niveles inimaginables, personas migrando a pie, caminando entre los países. Para el 2018 según estadísticas de la ONU, 2.3 millones de venezolanos viven en el exterior, que representa un poco más del 7% de la población.

Un país donde las personas se mueren de hambre ante la incapacidad de poder adquirir alimentos, debido a que el salario ($ 0,60 al día) no alcanza para cubrir las necesidades básicas.

Entonces sí Jim Carrey, tenemos que decir “sí al socialismo” para que todo el planeta sufra de lo mismo. ¿En verdad existen personas aún tan ciegas del mal que hace esto?

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.